Tarta de manzana italiana: ¡fácil, suave, cremosa e irresistible!

Tarta de manzana italiana: ¡fácil, suave, cremosa e irresistible!

Bienvenidos a una deliciosa experiencia culinaria con la auténtica Tarta de Manzana Italiana: ¡fácil, suave, cremosa e irresistible! Prepararte para este festín de sabores es sumergirte en la tradición culinaria italiana, donde la simplicidad se encuentra con la exquisitez.

Esta tarta no solo promete una textura suave y cremosa, sino que también ofrece la dulce nostalgia de las manzanas frescas y el arte culinario italiano.

Únete a nosotros en este viaje gastronómico donde descubrirás cómo la combinación perfecta de ingredientes y técnicas culinarias se fusionan para crear una tarta que deleitará tus sentidos y conquistará tu corazón.

¡Prepárate para rendirte ante la irresistible magia de la Tarta de Manzana Italiana!

Ingredientes

  • 130 gr de Azúcar
  • 2 yemas de huevo
  • 50 gr de Manteca
  • 125 ml de Leche
  • Una pizca de sal
  • 180 gr de Harina (previamente tamizada)
  • 1 cdita. de Polvo para hornear
  • Jugo de 1/2 limón
  • 2 Manzanas

Mira cada paso de la elaboración de esta irresistible tarta:

Elaboración, paso a paso

  1. Para empezar, batir las 2 yemas de huevo con 130 gramos de azúcar hasta obtener una mezcla suave y clara.
  2. Derretir 50 g de manteca y verter la mitad en la mezcla de yemas y azúcar. Mezclar muy bien.
  3. Añadir 125 ml de leche a la mezcla y una pizca de sal.
  4. Agregar 180 gramos de harina tamizada y 1 cucharadita de polvo para hornear. También, incorporar el jugo de medio limón.
  5. Verter la masa resultante en un molde cubierto con papel de hornear. Utilizar un molde de 20 a 24 cm de diámetro.
  6. Pelar y cortar en rodajas 2 manzanas. Colocar las rodajas sobre la masa, presionando ligeramente.
  7. Ahora, verter el resto de la manteca derretida sobre las manzanas.
  8. Terminar espolvoreando 2 o 3 pizcas de azúcar por encima.
  9. Finalmente, le damos cocción en el horno precalentado a 180°C, durante unos 40 minutos.
  10. La tarta resultante es un bizcocho de manzana italiano, un clásico rústico y reconfortante, perfecto para disfrutar con té o café.

¡Una receta sencilla, rápida y deliciosamente reconfortante para recordar las meriendas de la infancia!

CONSEJOS:

Selección de Manzanas: Elige manzanas frescas y firmes para obtener una mejor textura en la tarta.

Corte Uniforme de Manzanas: Corta las manzanas en rodajas uniformes para que se cocinen de manera pareja y ofrezcan una presentación atractiva.

Versatilidad en el Servir: Disfruta la tarta sola o acompáñala con una bola de helado o una cucharada de crema batida para una experiencia indulgente.

Almacenamiento: Guarda las porciones no consumidas en un recipiente hermético a temperatura ambiente o en el refrigerador, según tu preferencia.

También te recomendamos: Pastel de manzana casero que le encanta a todos por lo fácil y delicioso que es

Deja un comentario