Saltar al contenido

Los tomates gratinados con parmesano son una auténtica delicia (¡y fáciles de hacer!)

Tomates gratinados con parmesano, se trata de una verdadera delicia de un plato fresco, sencillo pero lleno de sabor. Ideal como plato de entrada o para formar parte de un exquisito aperitivo para una ocasión especial.

También estos tomates especiales van perfecto como guarnición, acompañando una porción de carne, de pollo o con lo que más nos guste. De hecho, comerlos así solos con el gratinado de queso parmesano es sin duda alguna, un plato exquisito, saludable y nutritivo.

Los tomates gratinados con parmesano son una auténtica delicia (¡y fáciles de hacer!)

Además, es un plato fácil que podemos preparar en casa cuando disponemos de muy poco tiempo y hemos recibido visitas inesperadas.

Solo es importante al comprar los tomates que sean de buen calidad y se encuentren en excelente estado, la misma recomendación es para el queso que vamos a utilizar y quedará gratinado sobre los tomates.

Veamos a continuación los ingredientes que se requieren para esta receta y el paso a paso de la preparación:

Ingredientes

  • 2 o 3 Tomates (Depende de la cantidad de personas)
  • 1 taza de Queso parmesano
  • 1 cda. de Albahaca seca
  • 1 cda. de Orégano seco
  • 2 cdas. de Perejil fresco (Finamente picado)

Preparación

  1. En primer lugar, precalentamos el horno a 180º C.
  2. Luego elegimos una fuente para horno y la forramos con papel pergamino, también le rociamos un poco de aceite a la base.
  3. Paso siguiente, cortamos los tomates en rodajas y los colocamos en la bandeja.
  4. Seguidamente le añadimos el queso parmesano rallado sobre las rodajas y algunas hierbas a gusto.
  5. Después lo introducimos en el horno durante unos 10 minutos aproximadamente o hasta que observemos que el queso se derrite.
  6. Finalmente, al retirar la bandeja del horno le esparcimos perejil fresco como decoración.

¡Ya tenemos listo esta verdadera delicia de Tomates gratinados con parmesano!

Te recomendamos: Cómo hacer los infaltables tomates rellenos para las fiestas

Recomendaciones:

Recordemos que antes de añadir el queso parmesano rallado y llevarlo al horno, podemos condimentar a gusto, ya sea utilizando pimienta, algunos dientes de ajo picado, tomillo, etc.

Además, podemos servirlo caliente o frío es a gusto, como plato de entrada o como plato principal. Ideal para los días de calor, por ser una opción fresca y saludable.

Tengamos presente que esta receta permite numerosas variantes con el tomate como ingrediente principal, podemos cortarlos a la mitad, retirarle la pulpa y previamente preparar un relleno más suculento a gusto, para terminar gratinando con queso parmesano al final.