Saltar al contenido

10 cosas que no sabías de María de los Remedios de Escalada

María de los Remedios de Escalada, una joven mujer muy distinguida y delicada que se convirtió en la esposa del padre de la patria argentina, José de San Martin.

Nacida el 20 de noviembre de 1797, en la ciudad de Buenos Aires. Era hija de Tomasa de la Quintana y de Antonio José de Escalada, procedente de una familia porteña de gran prestigio social y económico.

Como sabemos vivió un romance de película con José de San Martín, pero lamentablemente su vida se precipitó a un trágico final, lejos de su marido.

Para conocer aún más a esta importante mujer que formó parte de la historia de nuestra patria, observemos a continuación 10 cosas que no sabíamos de María de los Remedios de Escalada:

1: Su procedencia

  • Remedios de Escalada era descendiente del conquistador, explorador y colonizador español Domingo Martinez de Irala. De hecho, sus antepasados tenían un remoto origen mestizo guaraní.

2: Remedios, una joven instruida

  • Según fuentes fidedignas, nos hablan de las cartas de Remedios que revelan con claridad de su letra, estilo, elegancia y educación esmerada, como era propio al proceder de una familia tan distinguida en aquella época.
  • Según la Gaceta Ministerial declaró: No hay duda que su educación fue esmerada, como correspondía a hija de familia tan principal, ilustrada y progresista”. “Sabía el francés y tocaba piano. Hemos encontrado alguna referencia a que cantaba con gusto”. “Su instrucción, su refinamiento, y el halo de prestigio recibido por heredad, hacían de ella el ejemplo de la perfecta damita de su tiempo”.

3: San Martín fue rechazado por la familia de Remedios

  • Ellos se conocen en una de las fiestas que daban en su casa y quien los presenta es Carlos de Alvear, Remedios con tan solo 14 años quedo prendada con la mirada del comandante. Sin embargo, de inmediato la negativa familiar se hizo muy evidente.
  • El padre de Remedios terminó accediendo a la relación de su hija, pero en el caso de su madre, doña Tomasa jamás lo aceptó como su yerno a José de San Martín. De hecho, recibió el mayor de los desprecios.

4: Cambio de vida

  • Pese a la negativa de su familia, Remedios de Escalada y José de San Martín contraen matrimonio, tras un corto noviazgo. La boda se realizó de manera privada el 12 de noviembre de 1812, sus testigos fueron don Carlos de Alvear y su esposa Carmen Quintanilla.
  • La realidad de Remedios cambió por completo su vida, los lujos a los que estaba acostumbrada desaparecieron y vivieron una vida sencilla.

5: ¿Dónde vivía Remedios mientras San Martín estaba ausente?

  • Remedios permanecía en la casa de su familia debido a las responsabilidades de San Martín con relación al recientemente creado Regimiento de Granaderos a Caballo, por lo que debieron separarse durante periodos.

6: Remedios colaboró con la empresa sanmartiniana

  • Cuando el matrimonio se reúne nuevamente en 1814 en la provincia de Mendoza, y pese a que Remedios fue criada prácticamente como una princesa se adaptó a la humildad de su nuevo hogar. Más que eso, colaboró a la obra sanmartiniana organizando eventos para recaudar fondos, además de generar vínculos con las familias más importantes de aquella sociedad.
  • También se despojó de sus propias joyas personales que motivaron a las damas mendocinas a hacer los mismo, contribuyendo de manera generosa para el equipamiento de las fuerzas.

7: La frágil salud de Remedios y un viaje con ataúd

  • En 1819, la delicada salud de Remedios estaba quebrada por la tuberculosis. Por lo cual, se vio obligada realizar un viaje de regreso a Buenos Aires a la casa de sus padres. Era tan grave su estado que fue necesario llevar un ataúd durante el viaje, por si fallecía en el camino.
  • Fue un viaje de mucho riesgo y custodiado por el General Manuel Belgrano.

8: Factores que agravaron la salud de Remedios

  • Según se decía por aquellos días, la delicada salud de Remedios fue agravada probablemente por el embarazo y parto de su única hija Mercedes. Sin embargo, aunque seria una razón natural por los antecedentes de su salud, también se rumoreaba al distanciamiento de su esposo por motivos militares.
  • Otro factor a tener en cuenta fue el fallecimiento de su padre en 1822, sin duda la dejó más abatida aún. Recordemos que fue la hija consentida y mimada de su padre, Antonio de Escalada.

9: Sola hasta el final de sus días

  • María Remedios de Escalada falleció el 3 de agosto de 1823, lejos de San Martín, cuya presencia solicitó hasta el último instante de vida.
  • Su viudo llegó algunos meses más tarde y dispuso la construcción de un mausoleo de mármol en el Cementerio del Norte, para que descansen sus restos. Además se levantó una lápida donde reza: “Aquí descansa Remedios Escalada, esposa y amiga del general San Martín”.

10: Murió como una santa

  • Estas fueron las palabras de su sobrina que repetía vez tras vez, y quien estuvo en su lecho en los últimos instantes de vida. Pensando en San Martín, quien al llegar un tiempo después de la partida de su esposa, le embargó la amargura y el desencanto hasta el final de sus días.