Tarta de pera y nueces ¡muy fácil y rápida!

Tarta de pera y nueces ¡muy fácil y rápida!

¡Amantes de los postres, prepárense para una experiencia que los hará deleitarse en cada bocado! Imagina una tarta tan irresistible que combina la dulzura jugosa de las peras con la textura crujiente de las nueces, ¡y lo mejor es que es tan fácil y rápida de hacer que no podrás creerlo!

No necesitas ser un experto pastelero para crear esta obra maestra; solo necesitas ganas y unos ingredientes simples que probablemente ya tienes en tu cocina.

Cómo preparar Tarta de pera y nueces ¡muy fácil y rápida!

Para preparar esta Tarta de pera y nueces, vas a necesitar:

Ingredientes:

Para la base
-200 g de harina
-½ sobre de polvo de hornear
-100 g de azúcar
-50 g de miel
-100 g de aceite de girasol
-50 ml de leche
-2 huevos

Para el Relleno Necesitarás:
-100 g de nueces
-3 peras

Decoración:
-Azúcar

Preparación:

  1. Mezcla en un recipiente, la harina y el polvo de hornear para asegurarte de que se integren a la perfección.
  2. Agrega el azúcar y la miel a la mezcla de harina. Estos ingredientes infundirán la tarta con su dulzura característica y una profundidad de sabor que te sorprenderá.
  3. Vierte el aceite de girasol y la leche en la mezcla. Rompe los huevos y agrégalos también. Revuelve todo con entusiasmo hasta que los ingredientes formen una masa suave y uniforme.
  4. Pela las peras y córtalas en rodajas delgadas. Si lo deseas, puedes rociar un poco de jugo de limón sobre las peras para mantener su frescura y realzar su color.
  5. Pica las nueces en trozos no muy pequeños. Agrega la mitad de las nueces picadas a la masa y revuelve suavemente para distribuirlas.

Horneado de la tarta

  1. Engrasa y enharina un molde para tarta. Vierte la masa en el molde, asegurándote de que esté uniformemente distribuida.
  2. Coloca las rodajas de pera de manera artística sobre la masa. Puedes superponerlas ligeramente para crear un efecto visual hermoso.
  3. Espolvorea el resto de las nueces picadas sobre las peras. Esto añadirá una textura crujiente y un sabor irresistible.
  4. Hornea la tarta en un horno precalentado a 180°C durante aproximadamente 25-30 minutos, o hasta que esté dorada en la parte superior y un palillo insertado en el centro salga limpio.

Antes de servir, espolvorea un poco de azúcar sobre la superficie de la tarta. Esto no solo le dará un brillo hermoso, sino también un toque dulce que encantará tus sentidos.

Te recomendamos: Torta rápida de Manzanas o Peras

Una vez horneada, retira la tarta del horno y déjala enfriar durante unos minutos en el molde. Luego, transfiérela a una rejilla para que se enfríe completamente antes de cortarla en porciones.

¡No importa si eres un novato en la cocina o un experto, esta tarta es garantía de satisfacción! Así que, ¿qué esperas? ¡Prepárala, compártela y disfruta de un deleite exquisito que hará que todos quieran más!

Deja un comentario