Secretos de la pastafrola tradicional de membrillo

Secretos de la pastafrola tradicional de membrillo

Desde hace mucho te pasamos un montón de recetas para acompañar a tus mates de la tarde, esta vez te voy a dar una receta de la mas clásicas en Argentina: pastafrola.

La pastafrola es un «postre» tipo tarta, el cual tradicionalmente se lo rellena con dulce de membrillo (aunque también hay otras variantes como el dulce de batata, de leche, crema pastelera, etc).

En este articulo te enseñaremos algunos trucos para que esta pastafrola te salga perfecta. Lo único que vas a necesitar es una tartera acanalada de 24 cm (y algunos utensilios que veras en la receta).

Para esta rica pastafrola, vas a necesitar:

Ingredientes

Para la Masa:

200 gr. de Manteca pomada

200 gr. de Azúcar común

1 Huevo

1 Yema

Una cdita. de Esencia de Vainilla

Ralladura de Limón a gusto

400 gr. de Harina 0000

1 cdita. de Polvo para Hornear

Una pizca de Sal

Para el Relleno:

400 gr. de Membrillo

1 cda. de Oporto (opcional)

Preparación

Masa

Para empezar, ponemos la manteca en un bol y batimos enérgicamente (si tenés una batidora eléctrica, no dudes en usarla). Mientras vas batiendo, agregamos el azúcar en forma de lluvia.

Luego de batir por unos 5 minutos, agregamos el huevo, la yema y seguimos batiendo por 3 minutos mas. Pasado el tiempo, incorporamos la esencia de vainilla junto con la ralladura de limón y mezclamos un poco.

En otro bol, agregamos la harina, la pizca de sal, el polvo para hornear y mezclamos bien. Luego volcamos todos estos ingredientes secos al otro bol donde tenemos la manteca mezclada.

Con nuestras manos, mezclamos un poco hasta que se este formando una masa. Desde este punto, tiramos todo el contenido en la mesa y unimos todos los ingredientes hasta tener una masa lisa y homogénea.

Envolvemos la masa con papel film y aplastamos un poco, y la mandamos a la heladera por 20 minutos. Al aplastarla, hacemos que al sacarla de la heladera se temple mas rápido y sea mas fácil de moldearla.

Pasado el tiempo, sacamos la masa de la heladera y la partimos en 8 partes iguales. Con 2 partes de la masa, las estiramos y le damos forma de tiras.

Por otra parte con las 6 partes restantes, las ponemos una encima de la otra y las unimos (sin amasar) hasta tener una masa. Luego con un palo de amasar la estiramos de a poco y sin hacer tanta fuerza.

El grosor de la masa va dependiendo de tu gusto, en la receta tradicional recomiendan que sea de 0,3 a 0,4 cm aproximadamente (acordate que esta masa al cocinarse, se agranda un poco mas por el polvo de hornear).

Ya estirada a gusto, enrollamos la masa en el palo de amasar y la desenrollamos arriba de la tartera. Con la yemas de los dedos aplastamos la masa contra el molde y las canaletas, reservamos.

Relleno

El dulce de membrillo te lo venden en forma solida, pero para esta receta necesitamos que se haga como una pasta. Una de las formas mas eficientes es ablandarla a baño maría.

En una olla grande, agregamos bastante agua y la dejamos a fuego medio. Cuando el agua este bien caliente, ponemos el recipiente y arriba de este agregamos el dulce de membrillo.

Solo tenemos que esperar a que se ablande un poco, no es necesario dejarla mucho tiempo. Una vez que este moldeable, le agregamos la cda. de oporto, mezclamos y la retiramos del de agua.

Armado

Ponemos todo el membrillo en la tartera y con ayuda de una cuchara la esparcimos para que quede bien pareja. Por encima ponemos las tiras de la forma que quieras, pueden ser cruzadas, entre cortadas, vertical, etc.

Una vez terminado, la mandamos al horno precalentado a 180ºC por unos 40 minutos. Pasado el tiempo, la retiramos del horno y dejamos que se temple por otros 30 minutos mas.

Y listo, ya tendrías una rica pastafrola para disfrutar de una linda tarde con mates junto con familia o amigos.

Trucos, Secretos y Consejos

Ya te dimos una forma de ablandar el membrillo, pero te voy a dar otras dos para que decidas con cual se te hace mas fácil y rápido.

La primera seria agregarle agua bien caliente al membrillo y mezclar hasta que se ablande. El problema es que si te pasas con el agua se te puede quedar con una textura de «jalea» y al cortar la porción se te desbordaría por los costados.

Y la segunda es tan solo poner el membrillo en un recipiente que resista el calor y mandarla a un microondas por 10 segundos, con ayuda de un tenedor vamos aplastando y repetimos este procedimiento hasta que se ablande por completo.

Si al manipular las tiras estas se te rompen, no te preocupes por que es normal y hay una solución. Solo llevas las tiras a la heladera para darle un golpe de frio, como mínimo por 15 minutos o 10 en el freezer.

Como ya dijimos anteriormente, esta es la receta tradicional. Pero esta un poco modificada para que la moldees a tu gusto, así que podes ponerle el relleno que quieras y probar diferentes medidas en cuanto al grosor de la masa.

Podemos reemplazar la manteca por margarina o aceite. El único problema es que tanto el sabor como la textura son muy diferentes a la original, te invito a que lo pruebes y hagas tu elección.

Deja un comentario