Saltar al contenido

¿Qué significa y cuál es el origen de la expresión “A cada cerdo le llega su San Martín”?

“A cada cerdo le llega su San Martín”,  es un refrán muy conocido que se popularizó a través del tiempo y seguramente hasta lo hemos repetido en alguna ocasión. Pero la cuestión es:

¿Qué significa y cuál es el origen de la expresión?

Dicho en otras palabras y de modo sencillo, se alude a que cada cual recibirá en su momento la respuesta por los actos cometidos. 

Sean nuestros actos buenos o malos, lo cierto es que nadie escapa a las consecuencias. Por ejemplo; si alguien se comporto de manera incorrecta o impropia, tarde o temprano le llegará el momento de pagar su culpa.

¿Quién era San Martín, al que se alude?

Justamente San Martín es una festividad que se celebra el 11 de noviembre en honor de Martín de Tours, siendo una fecha muy señalada en muchos pueblos de la geografía española pues es cuando tiene lugar la matacía o matanza del cerdo.

El mismo refrán, aunque a veces cambia el término “cerdo” por otros sinónimos como puerco, cochino, Cochín o chancho se usa en países latinoamericanos. Todos las formas hacen referencia al mismo animal.

Su historia y significado

En muchas regiones, esta celebración es más significativa porque es el día denominado para el fin del año agrícola y el comienzo del nuevo año agrícola, como día en el que se dan por finalizados los contratos de arriendos.

Por esta razón, la llegada de San Martín significa el fin de un ciclo y el comienzo de otro. Por lo cual, el sacrificio del cerdo de ese año, aunque no necesariamente coincide con esa época. El sacrificio se atrasa a la llegada de los aires fríos que ayudan a conservar la carne, ya más bien hacia el mes de diciembre.

Es interesante notar como en cada lugar el refrán se dice de maneras parecidas, como por ejemplo:

En Argentina, se dan otras explicaciones alternativas al origen del refrán, por una parte se tiene en cuenta que Martín de Tours también es el santo patrón de Buenos Aires. Por otro lado, se hace una posible alusión al general José de San Martín​ con una versión diferente pero bastante similar: A cada agosto le llega su San Martín.

En Hispanoamérica se dice de la siguiente manera: A cada marrano le llega su Nochebuena o su diciembre.

En Francia se utiliza exactamente el mismo refrán: À chaque porc vient la Saint Martin. Sin embargo, tanto en español y francés como en alemán, inglés e italiano, existen dichos con este mismo sentido, aunque referidos a zorros y peleterías.

En Árabe se usa un refrán similar: A cada perro le llega su día.

También se puede observar como el popular refrán aparece en numerosas obras literarias, como por ejemplo en la segunda parte de Don Quijote de la Mancha, en el capitulo 63. Donde el caballero encuentra la continuación de su historia escrita por Avellaneda y concluye exclamando:

“Pero su San Martín se le llegará como a cada puerco”…