Saltar al contenido

Payana ¿Cómo se juega y cuál es su origen?

La Payana, es considerado un juego milenario que traspasa la edad, la condición social y cualquier aparente prejuicio, aunque se lo ha llamado también un juego de la gente humilde. Lo cierto es que, lo han jugado nuestros abuelos, padres, tíos y tantas generaciones, por lo que se convierte en una entretenida y divertida tradición, que marca la niñez de muchos de nosotros.

Es interesante notar que el termino Payana viene del quechua pallay, que significa recolectar, recoger del suelo. De hecho, en el pasado lo practicaban los niños wichis y tobas. A continuación conoceremos un poco más del origen y la practica de este juego milenario.

Origen de la payana

Originalmente se llamaba”kapichuá”, eran precisamente los niños wichis y tobas quienes lo jugaban. Para esto utilizaban carozos o semillas como elementos necesarios para aprender manualidades, y hasta para contar. Inclusive para avanzar en grados de complejidad se usaba semillas más pequeñas, existen versiones en toda la zona árabe de África, como así también las zonas de Al-Andalus de España.

Este juego debe su nombre en La Argentina al vocablo quechua “pallay” que significa “recoger del suelo”, de hecho, ya lo jugaban los niños de los pueblos del imperio inca hace como 800 años, antes de la conquista de América.

¿Cómo se juega a la payana?

Tanto en Argentina y en Uruguay, la payana se convirtió en un juego muy popular entre los niños de edad escolar, que se extendió hasta finales de la década de 1990. Algo que no ocurre en la actualidad, la realidad demuestra que es el juego menos jugado por los chicos. Sin embargo, en el interior del país se sigue jugando. De hecho, figura en la misma linea que otros juegos tradicionales como la rayuela, por ejemplo.

¿Cómo se juega a la payana?

Básicamente la consigna es equilibrar cierta cantidad de piedras en la palma extendida de la mano, el objetivo es lanzar las piedras en forma vertical con la palma de las manos hacia arriba y mientras dura su trayectoria se espera con la mano en posición horizontal. La idea es recibir las piedras evitando a que se nos caigan.

El juego se pone difícil cuando a medida que avanza aparece el momento más critico, precisamente cuando vamos por las 5 piedras que hay que tirar hacia el suelo, tomar una que vamos a lanzar y cuando está en el aire tomar una del suelo. Sin olvidarnos de recibir la que viene cayendo del aire, logrando así avanzar en etapas, aumentando el desafío y el riesgo de perder el juego.  Realmente es un juego muy entretenido para los chicos y los grandes.

Reglas de la payana

  • Los jugadores se sientan en el piso formando una rueda y comienzan a jugar por turnos.
  • El primero en jugar lanza las piedras, tira y agarra de a una.
  • Siguiente paso, se lanza nuevamente todas las piedras al piso y se las va tomando de a dos.
  • Luego de a tres piedras y la restante.
  • Por último, se toman las cuatro piedras y se las guarda en el puño, se la arroja al aire mientras se las deposita a las cuatro en el piso y se captura la piedra lanzada al aire. Una vez que se hace esto, nuevamente se lanza la piedra al aire y se levanta las cuatro piedras al mismo tiempo, tomando la restante antes de que caiga al suelo.
  • Cada vez que el jugador comete un error, pierde su turno automáticamente y lo retoma donde lo dejo en la ronda anterior.

Modos de juego

  • En las buenas, está permitido que el jugador mueva alguna de las piedras que aún no ha recogido al intentar levantar las otras.
  • En las malas, se penaliza el más mínimo movimiento de alguna de estas piedras y el turno pasa al jugador siguiente.