Saltar al contenido

Porqué no se recomienda dejar el cargador enchufado sin cargar ningún dispositivo

Por lo general no se recomienda dejar el cargador enchufado, ya que se produce un consumo fantasma. Esto quiere decir que al dejarlo sin usar conectado a la corriente, genera gastos innecesarios que luego vendrán aplicados en la factura mensual de luz.

Con toda la energía que se derrocha por imprudencia humana, podríamos llegar a satisfacer las necesidades de algunos países que no tienen la posibilidad de acceder a este gran recurso. La energía consumida por los cargadores enchufados sin uso, es más que suficiente para abastecer a 33 países con menor o sin consumo energético en el mundo.

Porqué no se recomienda dejar el cargador enchufado sin cargar ningún dispositivo

Los cargadores son elementos esenciales para el mantenimiento de las computadoras, celulares, entre otros objetos tecnológicos. Dejar conectado el cargador a la corriente, puede llegar a deteriorar este accesorio ya que no le estaríamos dando el uso adecuado.

Si nosotros lo dejamos enchufado y no le damos uso alguno, puede llegar a acumular energía y puede recalentarse en instantes.

Puede interesarte: 7 Trucos para ahorrar gas en la cocina y pagar menos

Dejar el cargador enchufado: Peligro inminente

También debemos tener en cuenta que su mal uso, puede traer accidentes. Una circunstancia muy común son los incendios, ya que hubo casos de este estilo a causa se dejar el cargador enchufado sin ser utilizado.

Esto también sucede porque la mayoría de los enchufes que utilizamos están cerca de objetos inflamables. Por eso mismo, el tener el cargador conectado a la corriente amplia las posibilidades de que se provoque un cortocircuito o una acumulación de calor que como consecuencia puede provocar un desastre de estas características.

Les recomendamos que cuando terminen de utilizar el cargador lo desenchufen y de esta forma garantizaremos seguridad para nosotros y nuestra familia. Además de que no tendremos que pagar tarifas elevadas por un descuido o imprudencia.

Por lo antes dicho, te recomendamos que seas prudente a la hora de utilizar cargadores, cuando no lo estés por utilizar, ¡desenchúfalo!