¿De dónde proviene la frase “en unión y libertad” inscripta en los billetes y monedas de nuestro país?

¿De dónde proviene la frase “en unión y libertad” inscripta en los billetes y monedas de nuestro país?

El lema que encontramos en los billetes y monedas de nuestro peso argentino tiene historia y fundamento:

Luego de la Revolución de Mayo, la primera vez que se usó frase en una moneda argentina fue en la Asamblea del Año XIII, que constituyó uno de los primeros intentos para darnos una Constitución que sirviera como marco teórico de nuestra incipiente nación, en plena gesta por la independencia absoluta de España. El documento dejaba declarada la libertad de vientres, se establecía el Himno Nacional, el Escudo Nacional, se dejaba libre a los indígenas del pago del tributo y se mandaba a acuñar moneda nacional con el lema “En Unión y Libertad”.

Esta fórmula gritaba al mundo y al tenedor de la moneda que las provincias del Río de la Plata estaban unidas y ya no dependían más de Europa, eran nuevas naciones independientes o en vías de independizarse totalmente.g754

Además de estar impresa en todas las monedas y en todos los billetes del peso argentino, la fórmula acompañó a San Martín en el cruce de la cordillera, iba bordada en la bandera Argentina que el Libertador llevara en esa empresa, por otra parte, la actual bandera de la provincia de San Juan también lleva inscripto el lema. Muchos intelectuales de todos los tiempos han tomado la frase como el lema nacional de la República Argentina.

Pero la cosa no se quedó solo en la Asamblea del Año XIII, en 1815 se volvió a repetir la impresión “En Unión y Libertad” en los ensayos de monedas de Córdoba y en las piezas de La Rioja.

La bandera que portara San Martín se conserva hoy y se la puede visitar en el museo, lleva la inscripción que fuera el estandarte de su lucha.

Si bien la fórmula ha sido atribuida a la situación que atravesaban las naciones recién nacidas del Río de la Plata y toda América del Sur, otra corriente indica que tal lema es una repetición de los ideales de la Revolución Francesa de 1789.

Más allá de cuál ha sido su origen los que la grabaron en la moneda han tenido como fin en grabar en la memoria de los portadores la nueva calidad de patria que estaban forjando: los hombres ya no serían esclavos, los nativos no se someterían más al pago de un impuesto injusto y los emblemas nacionales (moneda, escudo, himno) quedaban para siempre declarados y enarbolados, para todos los habitantes de la nación y para todos los habitantes de las naciones vecinas que quieran habitar el suelo argentino, como finalmente reza el preámbulo de la Constitución Nacional, la primera del año 1853.

Deja un comentario