Saltar al contenido

Bondiola salada casera

Excelente receta para elaborar en casa Bondiola salada casera, uno de los embutidos más elegido a la hora de preparar una variada picada o bien para incluir en algún plato de entrada y combinado de sabores.

Generalmente se prepara en invierno cuando las condiciones de temperatura y humedad requeridas se presentan como óptimas para este tipo de elaboración casera.

Bondiola salada casera

Una receta fácil y sencillo de hacer, a continuación veremos los ingredientes que vamos a necesitar y el paso a paso de toda su preparación.

Te puede interesar: Cómo hacer Queso de cerdo.

Ingredientes para Bondiola salada casera

  • 1 Bondiola de cerdo fresca
  • 1 kg. de Sal gruesa
  • 1/2 Ralladura de limón
  • Pimienta blanca a gusto
  • Pimienta negra a gusto
  • Pimienta rosa
  • 200 gr. de Azúcar

Preparación

  • Comenzamos colocando en un recipiente, la sal, azúcar y ralladura de limón, y mezclamos todo muy bien.
  • Luego se lo pasamos a la bondiola efectuando masajes suaves y lo hacemos durante algunos minutos.
  • Seguidamente lo llevamos a la heladera para que repose durante 1 semana y apoyado en una rejilla sobre la placa, para que el liquido que se desprende no la toque.
  • Al tercer día, podemos cambiar el agua que despide naturalmente.
  • Después la enjuagamos muy bien, la condimentamos con pimienta blanca, negra y rosa.
  • Paso siguiente, lo atamos con hilo de cocina y le damos la forma deseada a la bondiola.
  • Nuevamente la llevamos a la heladera pero esta vez durante 12 días más en la rejilla, para que elimine el liquido pero sin tocarla.
  • Para finalizar, colgamos la bondiola en un lugar seco, con una húmedad entre 75-82 % y sin luz. Lo dejaremos en estás condiciones durante unos 25 días aproximadamente.

Trucos y Consejos

  • En primer lugar, una recomendación es comprar una bondiola fresca y nunca congelada. Además el peso de la pieza varía entre uno y dos kilogramos aproximadamente, si es mas chica el tiempo de secado será menor.
  • Otro paso importante, es retirar el exceso de grasa de la bondiola si fuera necesario.
  • Se calcula el tiempo completo entre el salado y el secado de unos 25 a 30 días, aproximadamente.