Home » Comidas típicas » Cómo preparar un delicioso clericó para estas fiestas

Cómo preparar un delicioso clericó para estas fiestas

Introducción

descarga

El clericó es una bebida típica de las fiestas de fin de año, pero se consume durante todo el verano ya que una de sus principales características es ser muy refrescante. Se prepara en recipientes amplios, como jarras o poncheras, y contiene un mix de frutas frescas, que podremos combinar a nuestro antojo, y vino. Hoy les traemos tips para aprender a prepararlo correctamente y una serie de consejos para acompañar esta bebida tan particular.

El boom de la coctelería de este último tiempo ha revalorizado la función del barman y la especialidad en tragos, dándoles a las bebidas un papel principal en la planificación de menúes para fiestas, o acontecimientos de todo tipo. Los cócteles o tragos son el factor decisivo del éxito de las veladas, invitan a relacionarnos con otras personas, avivan el apetito y sofocan la sed.

El clericó es, en nuestro país, uno de los tragos más característicos y frescos del verano. En otras partes del mundo se lo conoce como ponche, y se lo prepara en cantidades considerables, en fuentes grandes que dan la posibilidad a los invitados de servirse solos y cuantas veces quieran. Es una bebida típica de las cenas de fin de año.

La tendencia de mezclar vinos o bebidas alcohólicas con frutas frescas no es nueva, y se remonta a épocas inmemoriales, pero la primera vez que se hace mención a una preparación del estilo fue en el periódico Balance de Nueva York en el año 1806. En la publicación se hacía referencia a que un cóctel es un estimulante cuyos componentes pueden ser, vino, cualquier clase de licor, azúcar, bitters y agua. Durante los locos años veinte, en Norteamérica se popularizan estas preparaciones a punto tal que mucha de ellas sobrevivieron hasta nuestros días.

Pero el origen de la bebida que hoy nos convoca nos lleva a Inglaterra, donde se lo preparaba a base de vino, azúcar, té, frutas y especias. Como en Europa la Navidad se festeja durante el invierno, en esa región se concibió una versión caliente del ponche. La versión francesa se prepara con vino dulce y se aromatiza con limón y clavo de olor. Los italianos acostumbran a beber vino tinto templado con una pizca de canela, sin embargo, la versión romana del ponche es fría y se lo prepara con vino blanco, jugo de limón o de naranja, ron y merengue.

Habrá tantas formas de prepararlo como adherentes tenga, pero hay algo que jamás podrá faltar en un clericó: cubos de frutas frescas, vino y azúcar. El vino será de la variedad que prefieran, champagne, cava, sidra, blanco, rosado o tinto. Se recomienda no agregar mucha azúcar, ya que la fruta tiene su cuota. Y con respecto a las frutas a utilizar podemos utilizar las que vengan con la estación. El trago se puede adornar el trago con hojas de menta.

A continuación te mostramos la receta.

About Romina Baudo

Romina Baudo

Check Also

sabor al humo del asado

Trucos para darle sabor al humo del asado

El asado hecho con leña tiene un gusto único, pero a veces no queda otra ...

Loading Facebook Comments ...