Saltar al contenido

El mágico del poder de la cebolla

Todos sabemos de los maravillosos beneficios provenientes del consumir ciertos alimentos, muchos descreídos piensan que esto no es real, sin embargo ciertas verduras son utilizadas desde tiempos milenarios para tratar diferentes clases de afecciones.

En este caso vamos a hablar del increíble poder que tiene la cebolla, amada por algunos y odiada por otros, es innegable que esta cuenta con numerosos beneficios para nuestra salud.

¿Nunca te ha llamado la atención el poder que tienen para hacerte llorar? ¿Qué es lo que tiene la cebolla para causar ese efecto en nosotros?

Es un clásico en la cocina, cortamos la cebolla y luego de unos minutos comenzamos a llorar. Esto se debe a una poderosa encima llamada Alicina que se encuentra en su centro y  que produce una reacción química junto a otros compuestos azufrados entre otros.

Esto es algo inevitable, pero ¿será que esto puede producir otra clase de efecto en nosotros?

Beneficios de la cebolla para la salud

En muchas oportunidades ya hemos hablado por ejemplo de su poder diurético. Naturalmente posee grandes cantidades en potasio que hacen de esta una poderosa herramienta para combatir casos de disfunción en los riñones. Actúa y ayuda a que estos funcionen con total normalidad evacuando correctamente la orina. Por ello es muy importante que las personas que sufren hipertensión o problemas de vejiga puedan consumirla.

Resulta de gran aliada para combatir casos serios de colesterol, ya que sus componentes actúan directamente en la sangre y reducen los altos porcentajes del colesterol malo, devolviéndole la elasticidad necesaria a las arterias.

También posee antioxidantes que impiden la formación de células cancerígenas y ayudan a su prevención. Según estudios que se han realizado, los que consumen cebolla tienen menor chance de contraer diferentes tipos de cáncer tales como los los de hígado o los de pulmón.

Pero lo que muchos ignoran es el gran poder que tiene para fortalecer las defensas de nuestro organismo, este es un dato que realmente llama la atención y se debe a que sus compuestos azufrados inhiben los procesos infecciosos causados por diferentes bacterias.

Posee un componente llamado Disulfuro de alilpropilo el cual ayuda en la formación  de glóbulos blancos y rojos haciendo que nuestro sistema inmune este libre y protegido infecciones y otras clases de patologías.

Hay reportes en los que se menciona a la cebolla como un gran aliado durante tiempos de guerra para aliviar dolores a los soldados y acelerar el proceso de cicatrización, sin embargo era aún mucho más utilizada para calmar afecciones respiratorias. Hace que nuestro organismo este preparado para impedir el ingreso en nuestro cuerpo de cualquier clase de virus.

El increíble poder de la cebolla contra las afecciones respiratorias

Si hablamos de de la cura en enfermedades respiratorias, parece ser que fue de gran ayuda para combatir el virus de la influenza.

Se dice que un médico buscando ayudar en esta gran epidemia, decidió ir para el campo para ayudar a los campesinos de la zona.

Lamentablemente cuando llego a la zona rural, muchos de los campesinos ya habían contraído el virus y habían muerto. Sin embargo siguió buscando por la zona para ver si podía encontrar a alguien con vida y para su alegría descubrió a una familia completamente sana, tratando de comprender como habían hecho para protegerse de este virus, la madre de la familia contó que desde siempre tenían la costumbre de colocar cebollas en diferentes partes de la casa cuando había algún problema respiratorio dando vueltas porque sabía el mágico poder de protección que poseía este vegetal.

El médico quiso corroborar si lo que decía la mujer era cierto y al examinar las cebollas que ahí se encontraban, descubrió bajo un microscopio que en las cebollas se encontraba pegado el virus, estas lo habían absorbido por completo.

Se sabe del caso de una mujer que poseía un negocio, y que por precaución, al estar informada de la existencia de este poderoso virus, tomo como medida de prevención colocar recipientes con cebollas cortadas por la mitad. El resultado sorprendió a todos al ver que ni la mujer ni ninguna de sus empleadas habían sido víctimas de esta enfermedad.

Si todavía te negás a creer esto, no cuesta nada el hacer la prueba, hay muchos casos que demuestran que esto es cierto, casos en los que una simple cebolla ha salvado vidas ya que ha servido como un poderoso atrayente natural de las bacterias.

Por ello se aconseja el no utilizar restos de cebolla que ya cortadas han quedado expuestas al ambiente del hogar ya que estás al absorber bacterias que anden en el aire, pueden causar al ser utilizadas problemas estomacales.

En vista de que tenemos un gran problema que atravesar, no estaría por demás el probar y dejar un par de cebollas cortadas en nuestro hogar, ¿será que algo tan fácil de encontrar puede llegar a ser la protección que estábamos buscando?

Queda en nosotros el hacer la prueba, siempre se dice que la naturaleza es sabia, tal vez en algo tan pequeño como una cebolla se encuentre la salvación para nuestra familia.